“Una persona que nunca cometió un error, nunca intentó algo nuevo”- Albert Einstein, físico.

 

Para empezar este 2019, siempre me gusta pausar y reflexionar en lo que he aprendido hasta ahora, y así no volver a cometer los mismos errores.  Vienen retos nuevos y debo estar clara del camino a recorrer en este año, ¡no hay tiempo que perder!

Abajo los 15 aprendizajes de estos 15 años de emprendimiento.  Cada uno ha sido una lección aprendida por algún error que cometí, y espero alguien lo pueda aprovechar.

  1. El arte de contratar a personal es…todo un arte.  Lee y aprende sobre este tema tan delicado; formar tu equipo de trabajo debe verse como una inversión.
  2. Ser creativo y ser rentable parecen ser opuestos e imposibles; no tienen que serlo, pero requiere trabajo. Crea “procesos” para todo.
  3. Invierte en ti misma, más nadie lo hará.
  4. Aprender a costear  y poner un precio de venta es fundamental; entiéndelo, lee sobre el tema, analiza tu clientela.
  5. Todo lo que aprendí en mi vida de banquera y “broker”, me ha servido en mi vida de emprendedora.  Lee todo los contratos antes de firmar, y ¡si no entiendes, pregunta!
  6. Aprender, sea a través de libros, cursos, podcasts, revistas, es vital para no quedarse atrás y seguir innovando siempre.  Mantente curioso.
  7. Hacer “networking” en la industria a la que uno pertenece, es crucial; la gente te ayuda más de lo que piensas, si solo pides ayuda.
  8. La persistencia es crucial; hacer algo 1000 veces es la única manera de volverse experto en una cosa.
  9. Escoger un socio que tenga tu misma visión, es difícil y debe meditarse; si no te conoces a ti mismo, no te metas a trabajar con nadie.
  10. La pareja que escojas puede influir en el camino que escojas; si encuentras a esa persona, cuídala.  Si no estás bien en tu vida personal, difícilmente te irá bien en tu vida profesional.
  11. Agradece siempre a las personas que te rodean, sonríe, y escucha.
  12. El “mindset” lo es todo.  Si realmente piensas que puedes hacerlo, lo harás, el poder de la mente no se puede subestimar.  Si tu cabeza no está en algo, el camino será cuesta arriba.
  13. Cuida a tus colaboradores, son tus primeros clientes.
  14. Confía en tu “gut feeling”; hay veces que lo que te da un mal “feeling”, es por algo verdadero.
  15. El que tiene la plata, es el que toma las decisiones.  Quieres tomar decisiones, ponte a trabajar para hacer plata.